¿Qué son los dientes natales?

Se estima que uno de cada 3.000 niños nace con alguna pieza dental, son los que se conocen como los dientes natales. Lo normal es que los niños nazcan con brotes en los dientes que asoman entre los seis y ocho meses de vida, aunque no existe una fecha cerrada para la aparición de las primeras piezas dentales. Puede ocurrir que las piezas dentales aparecen durante el primer mes de vida del pequeño, en ese caso estaríamos hablando de dientes neonatales.

Son dientes que se han formado antes de tiempo, por lo que no debemos preocuparnos porque se mueva o porque no tenga la apariencia normal. Suelen no estar bien sujetos a la raíz, pero, salvo que su excesiva movilidad suponga un riesgo de ingesta, dificultades para amamantar o cause daños en la boca, no suele ser necesaria su extracción.

Son las niñas, y las piezas centrales inferiores, las que de manera más común presentan dientes natales o neonatales, puede deberse a factores hereditarios, casos similares en la familia, estados febriles o falta de vitaminas de la madre durante el embarazo. Se debe tener en cuenta también que pueden aparecer asociados a anomalías en la boca como el labio o el paladar hendido, en estos casos habría que hacer un seguimiento médico al niño.

Ante la aparición de este tipo de dientes te recomendamos que acudas al médico para que sea él quien te aconseje si se debe realizar un seguimiento de la pieza dental o, por el contrario, no supone ninguna molestia o riesgo para el pequeño.